11/04/2020 Cristian Martínez

Milímetros

Todo avance cuenta

Sabemos que una de las paradojas de la vida (en realidad no sé si todo lo sabemos) es que existe los polos opuestos. Un polo será positivo y el otro será negativo.

En el transcurso de nuestra existencia oscilaremos entre esos polos.

Pero, ¿para qué están?

Algunos dirán que de esa manera sabremos que es lo que estamos viviendo, otros dirán que de esa manera podremos tener esperanzas de estar en el otro extremo algún día cuando nos toca estar en el no muy querido polo negativo; otro dirán que de otra manera no conoceríamos nada, no sabríamos qué es dulce porque no existe el amargo, que es luz sino existe oscuridad, que es felicidad sino hay tristeza. Coincido.

Pero cuando estemos en lo más profundo de este miserable polo negativo, podremos ver que cada milímetro qué hay hacía adelante es un milímetro de positivismo, si estamos sumergidos en el dolor y si avanzamos, aunque sean milímetros, será hacia el gozo; si estamos en la angustia cada milímetro será hacia la paz. Si estamos en la mísera será entonces un milímetro a la felicidad.

Tendremos que avanzar, tambaleando a veces, dormidos, cegados, solos o acompañados; pero si hoy no hiciste mucho más que avanzar un solo milímetro… eres un milímetro del polo positivo.

, , , , , ,